Paúl Miguel Ortega González Ingeniero de Sistemas Paúl Miguel Ortega González home page:
Autor |_ - Blog Banner
Paúl Miguel Ortega González - 5 Consejos Clave para Hacer Fotografía de Producto - foto-de-producto-retoque-comparativa-734x551.jpg

5 Consejos Clave para Hacer Fotografía de Producto

Publicado por: Paúl Miguel Ortega González, en Feb 24, 2021

 

¿Qué Es La Fotografía de Producto?

En la introducción he dado por supuesto que sabes qué es la fotografía de producto, porque sabes lo que es, ¿verdad?

Por si no sabes exactamente de qué se trata, podríamos decir que engloba aquellas fotografías o imágenes a través de las que se trata de vender o simplemente presentar un producto.

Por ejemplo, fotografías de componentes electrónicos, ropa, automóviles, calzado, productos alimenticios (como el de la imagen derecha), etc.

La fotografía de producto, por tanto, es aquella que se utiliza para presentar un determinado producto y de la calidad de esta fotografía dependerá el grado de aceptación y el deseo de adquirir el producto. De ahí la importancia de estas fotografías.

1: Elige Un Fondo Neutro

A menudo acostumbramos a no darle la suficientemente importancia a un elemento fundamental en nuestras fotografías: el fondo.

Salvo que tengas un fondo fantástico que creas que le va a la perfección al producto, mi recomendación es que no te compliques y elijas un fondo neutro: blanco o negro son los que mejor suelen funcionar. Además, si la fotografía de producto luego pretendes integrarla en una web o catálogo, el fondo blanco, especialmente, te proporcionará una mejor y más fácil integración.

Puedes encontrar kits de soportes con fondos de estudio o cajas de luz específicas para fotografía de producto a muy buen precio. Sino, también puedes usar la opción "low cost": usar una sábana, una cartulina o incluso las partes blancas o negras de un reflector 5 en 1.

Un último consejo tanto para fondo blanco, como negro es, a la hora de ajustar la luminosidad de éste en la toma, verificar esta luminosidad a través del histograma de las distintas fotografías que vayas realizando.

2: La Iluminación Es Fundamental

Una vez que tienes preparado el fondo y, por tanto, el entorno en que llevarás a cabo las fotografías, lo siguiente es preparar adecuadamente la iluminación. En este sentido, déjame ofrecerte algunas recomendaciones:

  • Cuanta mayor iluminación natural mejor. Si es posible hacer estas fotografías en la calle, mejor. Aunque a lo mejor necesitas algún elemento para difuminar la luz, poder contar con mucha luz y muy difusa es fundamental para la fotografía de producto.
  • Si te decantas por el mencionado fondo blanco, tienes distintas alternativas para conseguirlo: una softbox si el tamaño del objeto lo permite, o bien un fondo de papel, foam, tela o incluso vinilo. Si estamos hablando de un objeto de grandes dimensiones, te recomiendo que le eches un vistazo a este artículo en el que te enseñamos cómo conseguir un fondo completamente blanco.
  • Si no dispones de suficiente iluminación natural, o simplemente quieres contar con un punto más de iluminación, puedes hacer uso de lámparas o flashes. Si es el caso, procura difuminar adecuadamente el destello o iluminación del los mismos a través de sábanas, papeles, paraguas o accesorios más específicos.  Puedes encontrar kits bastante interesantes, tanto de luz continua como de flashes de estudio. También puedes optar por kits de fotografía strobist.
  • Valora también el uso de un reflector casero o comercial para poder rellenar sombras demasiado duras por una iluminación artificial.

Como puedes imaginar, para lograr "ajustar" el funcionamiento de todos estos accesorios necesitarás realizar distintas pruebas, pero te garantizo que con el uso de adecuado de cada uno de ellos podrás contar con una iluminación fantástica.

3: Utiliza Un Objetivo De Calidad

La fotografía de producto requiere un resultado profesional y para ello es necesario contar con una buena lente. Un objetivo que aporte la suficiente calidad como para que el resultado merezca la pena.

Por tanto, buscaremos un objetivo zoom de calidad, o, mejor y más barato, un focal fija que te permitirá disponer de fantásticas prestaciones con la mejor relación calidad/precio.

4: Un Trípode Resultará Muy Útil

Hasta lograr el resultado deseado tendrás que realizar muchas pruebas, variar la ubicación de la cámara, del producto, los ajustes de la cámara, las propiedades de la iluminación, el fondo...

Por todo esto, será fundamental contar con un buen trípode que te permita mantener las características de encuadre y composición y, además, te ofrezca esa estabilidad que posibilite una mayor nitidez y valores de tiempos de exposición más prolongados (si fuese necesario).

Por tanto, en este tipo de fotografía, no lo dudes, utiliza siempre un trípode. Tus fotos te lo agradecerán.

Si además cuentas con un disparador remoto, o configuras la cámara para que se dispara tras un temporizador, mejor que mejor.

5: Limpia Y Prepara El Producto

Antes de comenzar a apretar el gatillo es muy oportuno que limpies adecuadamente el producto para que luzca sin una pizca de suciedad o polvo. Y, por qué no, la lente de la cámara.

También es posible que tengas que colocar algunos de los componentes o partes del producto, variar su posición frente a la cámara, o, incluso, adornarlo de algún modo para lograr un buen resultado.

Así que no lo olvides, prepáralo bien todo. Es preferible tener todo en regla antes de tomar las fotografías que tener que hacer luego maravillas con tu aplicación de retoque para eliminar imperfecciones que podías haber evitado con el debido cuidado en la fase previa.

 

0 comentarios